14 de octubre de 2008

God Save the Commander

“A los compañeros, ADVERTENCIA, contiene palabras” dice en una esquina el disco de la banda punk rock cubana Porno Para Ricardo, emulando el sello del parental advisory de los discos norteamericanos sobrealertando a los padres acerca de los contenidos del álbum que sus hijos escuchan. El disco de PPR se llama “Rock para las masas… (cárnicas)” y es la más reciente producción de la banda que canta el pegajoso corito de “no coma tanta pinga, comandante” en su más clásico hit underground y anticastrista: “Comandante”.

El pasado 25 de agosto, su vocalista Gorki Águila, fue detenido por segunda vez -entre el 2003 y 2005 por posesión y tráfico de drogas-, en esta ocasión: “alterar el orden público y la paz social", asumimos que con su música y más que cualquier cosa, sus letras. Llegó la policía a su casa en donde la banda se encontraba ensayando y ordenó que lo acompañara.

Detener a un artista, detener a un músico por su arte y expresión, detener a un punk rocker, va más allá de una violación a la libertad de expresión: es una agresión contra una masa que se encuentra detrás. Eso, bien lo sabemos en Chile.

La banda tuvo guiños en la película Habana Blues (Benito Zambrano, 2005), se ha movido en lo más underground de la escena cultural anarquista de la Isla y se contacta con el mundo a través de un myspace que es administrado desde fuera de Cuba, emulando el fenómeno del blog de contenido irónico y antirégimen Generación Y, de la ganadora del premio Ortega Y Gasset, Yaoni Sánchez.

Gorki fue puesto en libertad tras pagar una fianza de 25 dólares y las masivas manifestaciones de los movimientos contraculturales y libertarios.



1 comentarios:

Claudio Alvarez Rodriguez dijo...

Joder, qu quieres que te diga harto sabemos acá en xile de la censura....preparese compañero, vamoh a hacer unos comics mas contraculturaleres (& antisociales) que la xuxa

Hidalgo TV

Loading...

Seguidores

Se produjo un error en este gadget.